Con una inversión de 1 millón 165 mil pesos iniciaron los trabajos de conservación de interiores y exteriores del Templo Expiatorio de Carmelitas, el presidente municipal de Querétaro, Marcos Aguilar Vega, aseguró que con esta inversión se recuperará y realzará la belleza de este monumento.

La preservación de nuestro patrimonio, dijo el alcalde, es prioritario para fortalecer el desarrollo de nuestra ciudad, y sobre todo un patrimonio tan importante en términos arquitectónicos, históricos y culturales como lo es este templo.

Es por ello que hoy se inicia con la rehabilitación que desde hace tiempo se necesitaba, y que era una de las primeras necesidades a atender en la zona de monumentos.

La rehabilitación consistirá en la conservación del exterior y la preservación de la estructura del inmueble mediante la liberación de flora y fauna de la torre del campanario y de la cúpula, así como mantenimiento de cubierta y la inyección de grietas tanto en muros como en cubiertas.

También se realizarán las reintegraciones de entortados con acabado bruñido en cubiertas, cúpula y copulín, así como la nueva impermeabilización para evitar el deterioro por causa de humedad.

Se pintarán también los muros de la cúpula, la torre, la fachada poniente y principal.

“Se trata de una acción que preserva la herencia y la historia de este monumento de más de dos siglos de historia, y que, por lo tanto, ayuda a mantener la identidad de todo lo que significa Querétaro, como Ciudad Patrimonio de la Humanidad, y como cuna de la historia de México”, dijo el alcalde.

Cabe resaltar que fue en el año de 1736 cuando la hermana María Magdalena del Espíritu Santo comenzó el proceso de fundación de un Beaterio de Carmelitas, lo que sería la semilla de este templo que en sus más de dos siglos de historia ha sido una parte esencial de la vida de Querétaro.

Construido en un estilo austero, guarda tesoros invaluables que dan de del inmenso valor cultural, artístico y humano acumulado a través de los siglos.

Compartir